Planificar una boda, ¿por dónde empezamos?

planificar una boda

Soñamos con una pedida espectacularmente romántica. A veces lo es, ¡otras lo es aún más! (creo que un día hablaremos sobre pedidas megaespectacularmente románticas, para soltar ideas), y una vez comprometidas…¿por dónde empezamos a planificar una boda?

La base para empezar a planificar una boda es:

  • Presupuesto del que disponemos
  • Cantidad aproximada de invitados que queramos que asistan

Cuando hablamos de presupuesto, debemos contar con:

  • Lugar de la celebración del banquete
  • Fotógrafo y videógrafo
  • Maestro maestra de ceremonias
  • Vestidos y/o trajes
  • Maquillaje y peluquería
  • Detalles de los invitados
  • Decoración floral
  • Alianzas
  • Viaje
  • Extras

Los precios, variarán en función de la calidad de cada servicio y también de la región donde os caséis.

La cantidad de invitados determinará el tipo de boda, temática, lugar de la celebración adecuada a la cantidad de invitados y estilo.

Planificar una boda, no es una tarea sencilla. Seguro que estáis pensando en sorprender, en que sea diferente, así que requiere mucho trabajo de preparación, elección de muchos detalles, tiempo y dedicación.

¿Qué es una wedding planner y por qué es recomendable contratarla?

Os recomiendo que contratéis los servicios de una wedding planner. Su trabajo es asesorar y aportar ideas frescas y actuales para el diseño, planificación, organización y ejecución de una boda. Partiendo de la idea de cada pareja, respetando sus necesidades, estilo e ideas. Es alguien en quien poder delegar todo lo referente a vuestra boda o hasta la partida que cada pareja quiera. Se trata de disfrutar de los preparativos, escogiendo cada una de las partidas ajustadas a vuestro presupuesto, con la garantía de profesionalidad que os garantizará sin agobios ni nervios. Os ahorrará tiempo, dinero y dolores de cabeza.

También podéis hacerlo vosotras, si disponéis de tiempo, ideas y ganas, aunque sin duda os recomendaré siempre, que el día de la boda, tengáis quien coordine y supervise cada uno de los momentos, puesto que vosotras estaréis para disfrutar.

¿Con cuánta antelación debemos comenzar a planificar?

Lo ideal es comenzar al menos con un año y medio de antelación. Dependiendo del lugar escogido para el banquete o del fotógrafo que queráis, debéis hacer la reserva con tiempo. En realidad, estas dos partidas junto con la contratación de una wedding planner (en el caso de que la contratéis) que requieren más antelación. Prácticamente, el resto de cosas las escogeréis con menos de un año de antelación por lo general.

En el próximo artículo, os hablaré sobre cuánto cuesta casarse, orientándoos con precios aproximados para así poder haceros mejor la idea y comenzar a planificar de forma más segura. Dónde podemos recortar y dónde no debemos.

¿A que os estáis animando a dar el paso? 

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.