Citrus, el manga lésbico que no te puedes perder

citrus

Una de las ventas de ser acérrima lectora de manga es que si quieres encontrar títulos que te puedan interesar por sus líos románticos solo tienes que buscar en los catalogados como yuri, y es que los japoneses catalogan así cualquier manga o anime que contenga relaciones románticas y afectivas entre dos personajes femeninos. Gracias a la ficción japonesa del siglo XX tenemos a día de hoy este tipo de publicaciones, impulsadas en los años 70 por autores como Ryoko Yamagishi y Rioko Ikeda. Citrus pertenece a este género y está siendo un verdadero éxito.

Es la historia de Yuzu, una jovencita que asegura no poder vivir sin hombres. Apasionada de la moda y el maquillaje, da a entender que sale con varios chicos. Vamos, que es una rompecorazones hetero… una latin lover en potencia. El caso es que después de varios años de viudedad, su madre se casa de nuevo y, con ello, se mudan a una nueva ciudad. A Yuzu le fascina la idea de conocer chicos nuevos hasta que cae en la cuenta que el nuevo colegio es un estricta academia femenina. Ups, Yuzu, ¡solo chicas!

Nos podemos imaginar lo que pasa con estar en un colegio femenino, pero lo que no sabemos es con quién: ¡Con su hermanastra! Desde luego no tiene nada que envidiar los guionistas japoneses a las telenovelas venezolanas.

Yuzu y Mei (su hermanastra), comparten casa y colegio. Además son como la noche y el día. Mes es reservada, la estudiante de honor y la presidenta del consejo estudiantil, mientras que Yuzu goza de un carácter mucho más relajado, tanto que es la primera en darse cuenta que de nuevas hermanas tienen poco, que ahí hay algo más. ¿Vas a averiguar qué es?

Lo mejor de que tenga un éxito brutal en lectoras hispanohablantes es que es en este año cuando se tiene prevista la emisión del anime. Vamos, que tenemos una bollo serie más que ver basada en los 8 tomos Citrus.

De momento os dejamos el trailer de lo que nos espera. Todo apunta que se emitirá este mismo enero:

También te puede interesar

3 Comments

  • Considerar Citrus como una ventana al lesbianismo y la bisexualidad es de lo peorcito que he leído en mucho tiempo. Japón no es FriendyLGTB el 90% de las veces cuando escribe sobre yuri y yaoi. Son géneros que fetichizan para el consumo del otro género. En el caso de Citrus iba emocionada pensando que tal vez se trataba de otro tipo de Yuri On Ice!! el único anime con subgénero yaoi que realmente recomiendo porque no cae en estereotipos homofóbicos y trata muy bien el trastorno de ansiedad y sus consecuencias.

    Pero Citrus se presenta usando el estereotipo de colegio femenino. Al segundo o tercer capítulo la protagonista pregunta a su amiga: “¿Las chicas aquí tontean entre ellas?” y ella afirma: “Satisfacen sus impulsos a medida que surgen. La mayoría están prometidas. Aun habiendo solo chicas aquí, el instituto es un buen lugar para encontrar pareja”.

    ¿Soy la única que detecta el tufo de “a falta de una polla, buenos son los coños”? Pero dejando ese pequeño diálogo donde el lesbianismo o la bisexualidad en las mujeres es considerada una “etapa”. Pasemos a considerar como todas las chicas a excepción de una – y en el manga parece que tiene cierta tendencia – tiran por ese camino porque sorpresa, están en un colegio femenino y claro… A ver, no. La sexualidad no es algo que se educa o se controla según el ambiente en el que crezcas (eso es un argumento puramente homófobo). Usan la misma basura de estructura narrativa que en el género yaoi (chico/chico). Entre ellas como no la agresión sexual que acaba siendo un tórrido encuentro por las gracietas del autor/a que romantizan las agresiones sexuales. Porque es así, en Japón este tipo de géneros trae consigo grandes dudosos consentidos, manipulación y agresiones psicológicas constantes porque siempre hay una figura dominante o pasivo-agresiva mientras la otra se deja arrastrar.

    Citrus podrá tener unos momentos donde parece que el autor o la autora tuvo una especie de iluminación y ha decidido dejar caer problemas reales y tal, pero entre fanservice orientado para deguste masculino tal y como el yaoi lo es para el femenino. No vaya a ser que esto se convierta en un reflejo real de lo profundamente homofóbica que es la sociedad japonesa y el mundo se lleve las manos a la cabeza por hablar de problemas reales.

    • hola. Yo solo he visto Citrus. Me puedes recomendar algun yuri de los que hablas al principio? los que tratan el lesbianismo sin caer en tópicos??
      Muchas gracias¡¡
      un saludo

  • hola. Yo solo he visto Citrus. Me puedes recomendar algun yuri de los que hablas al principio? los que tratan el lesbianismo sin caer en tópicos??
    Muchas gracias¡¡
    un saludo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *